30 de julio de 2015

Santa Marta - Besamanos





Real, Muy Ilustre y Venerable Hermandad del Santísimo Sacramento, Inmaculada Concepción, Ánimas Benditas y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Caridad en su Traslado al Sepulcro, Ntra. Sra. de las Penas y Santa Marta. 
Parroquia de San Andrés. (Un «paso»)






Leer más...

19 de julio de 2015

Ntra. Sra. del Carmen - Iglesia Santo Angel - Sevilla






Archicofradía de Nuestra Señora del Carmen, Milagroso Niño Jesús de Praga, Esclavitud del Señor San José y Santa Teresa de Jesús

Parroquia del Santo Angel ( Sevilla)


Los primeros datos nos llevan hasta la fundación del Convento de la Misericordia del Carmen y Santo Ángel de la Guarda de Carmelitas Descalzos en 1588 gracias a la iniciativa de San Juan de la Cruz.
Como es costumbre en todos los Conventos de la Orden se instaura una Cofradía dedicada a fomentar la devoción a su Reina y Patrona, Nuestra Señora del Carmen.
El primer dato de su existencia lo tenemos del año 1591, cuando se va a levantar la actual Iglesia, al buscar el patronazgo que costee los gastos, se entra en trámites con la colonia genovesa que vive en Sevilla. Al detallar los acuerdos se especifica que “se tengan por cofrades de la Cofradía de Ntra. Sra. del Carmen que tiene la comunidad establecida”. Es, por tanto, una de las más antiguas de la ciudad y que tiene continuidad hasta hoy, siendo la única Archicofradía, es decir, de la que han nacido otras hermandades del Carmen en Andalucía.
A lo largo de los siglos su presencia se documenta en el templo con sus Cultos y Procesión por los alrededores del Convento. Ocupa la primera capilla en la entrada, en el compás, con puerta que se abría independientemente de la iglesia, por lo que se le podía rezar gran parte del día, denominándosele “de la portería”.
En el siglo XIX crece con fuerza su devoción, como prueba de que su Novena aparece como la principal en la ciudad, así aparece en el Boletín Diocesano de los años 1865 y 1880, por ejemplo. La Orden Tercera protagoniza este auge al contar entre sus filas con personas destacadas como D. Joaquín de Urbina, cuya Señora se convierte en camarera y bienhechora de la Venerada Imagen del Carmen. Suele posesionar en un pequeño paso los cuartos domingos de mes por las naves del templo, además de su salida procesional por las cercanas calles del templo.
Llegados a mediados del año de 1993, un grupo de jóvenes empezó a rondar las inmediaciones del Santo Ángel con la intención de formar una Junta Pro cultos al Cristo de los Desamparados y La Dolorosa de la Salud, pero eso no llegó a cuajar.
Por otro lado, durante un tiempo, el Padre José Luis Zurita, Prior del Convento Carmelitano del Santo Ángel, estaba interesado en conseguir que la Virgen del Carmen tuviese su propia cofradía, sobre todo a raíz del trabajo realizado previamente por el Padre Jesús Monforte y el Hermano Humberto Valencia, los cuales habían llegado a conseguir unas pequeñas parihuelas a la Virgen con la que se conseguía realizar una procesión mensual con el VºBº de la Comunidad de entonces y realizaron diversos cultos a la misma, de ésta forma la imagen fue recuperando poco a poco sus cultos de antaño.
Entonces, surgió la idea al Hermano Humberto, conocedor de las intenciones de dicho grupo, de proponer al Padre Zurita la idea para que sea éste grupo el que reorganizase de nuevo la Cofradía del Carmen para que le diese culto a la Virgen y la sacase en procesión.



Leer más...

17 de julio de 2015

Ntra. Sra. del Carmen (Santa Catalina)



Antigua, Real, Muy Ilustre y Fervorosa Hermandad de Nuestra Señora del Carmen, Beato Marcelo Spínola, María Santísima del Rosario y Santo Domingo de Guzmán

Sede Provisional Parroquia de San Román

Referencia histórica.- Dos feligreses de la collación, agradecidos por haberse librado del terrible azote del cólera morbo, establecieron en 1865 los cimientos de esta Hermandad, y el prior provincial de los Carmelitas de Andalucía, padre Antonio María Monge Moreno, la erigió canónicamente con decreto de 28 de Octubre de 1869. Tiene el título de Real, por haberse inscrito en ella Isabel II, sus hijas, el infante don Juan de Borbón. Asimismo tiene el título de Ilustre, por la duquesa de Montpensier. Alcanzó gran arraigo en el barrio. Sin embargo, desde 1942 hasta 1972 padeció cierto eclipse, del cual la sacaron algunos piadosos hermanos, quienes sacrificándolo todo (tiempo, trabajo, dinero...) volcaron en ella sus mejores ilusiones. Y esta fe heroica de unos pocos es, por si muchos no lo saben, el verdadero "milagro" que mantiene en pie a tantas Hermandades de Gloria.

Referencia artística.- José Gutiérrez Cano esculpió en 1867 la imagen de la Señora, que se distingue por su aspecto menudo (1,22 m. de alto) y por sus graciosas facciones aniñadas. Se bendijo en el convento de las monjas carmelitas de calle Santa Ana, desde donde vino a Santa Catalina, "con doscientas luces y un gentío inmenso". El Niño Jesús -según ciertas noticias - se debe a Manuel Gutiérrez Cano en 1871, y es tan agraciado como la efigie materna. Todo el conjunto fue restaurado en 1971 por Francisco Buiza. La ráfaga es de Juan del Castillo (1872) y la corona, cetro y media luna son de plata sobredorada de Manuel de los Ríos.

Se procesiona bajo palio que recuerda a los de Semana Santa, con bambalinas repujadas por Celis, sujeto por diez varales, cinco a cada lado. Patrocinio López realizó en 1880-81 los bordados del manto, que Dolores Pérez Tascone pasó modernamente a nueva tela de tisú de plata. En 1979 se estrenaron la candelería, peana, sobrepeana y los candelabros de cola de siete luces, obra todo ello del orfebre Juan Borrero. Las mejoras se suceden con asiduidad, como lo acreditan también los nuevos respiraderos, de Bailac y Manuel de los Ríos, que superan a los antiguos pero siguen la misma afortunada combinación cromática (madera oscura y brillante metal), enriquecidos además con capillitas para imágenes. En 2001 se añadieron las figuras de querubines. Tras el llamador va una miniatura de Sor Angela.

Datos curiosos.- Conviene señalar el fino exorno floral y el ambiente que logra esta procesión en su barrio, donde es costumbre engalanar la torre parroquial con banderas. Desde que le fuera impuesta el 25-5-01 la imagen luce la "Gran Cruz al Mérito Marítimo", primera de esta clase que se otorga a una efigie carmelitana hispalense. Además esta Hermandad cuida de los cultos de la Virgen del Rosario, patrona del barrio de Santa Catalina, con cuya Hermandad acaba de fusionarse oficialmente.

Momentos destacados.- La salida (que desde el año 2000 se hace con el Himno de Andalucía), seguida por lluvia de pétalos de flores. Menos multitudinario, pero igualmente muy sugestivo, el regreso por la plaza Ponce de León, ya de madrugada, convidando a ello la temperatura estival.
(Fuente, web Consejo Gral HH y CC de Sevilla )



Get Adobe Flash player
Photo Gallery by QuickGallery.com



Leer más...

16 de julio de 2015

Museo de Bellas Artes de Sevilla







El Museo de Bellas Artes de Sevilla fue fundado como "Museo de pinturas", por Real Decreto de 16 de septiembre de 1835, con las obras procedentes de conventos y monasterios desamortizados por el gobierno liberal de Mendizábal. El edificio fue en principio Convento de la Orden de la Merced Calzada de la Asunción, orden fundada por San Pedro Nolasco; Fernando III tras su entrada en Sevilla ofreció unos terrenos a esta orden para edificar este convento

Aún así edificio que hoy vemos no es el original, aquel era de estilo mudéjar, pro fue derribado en el siglo XVII a instancias del general de la orden, Fray Alonso de Monroy quien encargó a Juan de Oviedo la edificación de un nuevo convento de trazas manieristas y concluido en1612




El edificio como museo ha experimentado tres grandes intervenciones. La primera, de 1868 a 1898, restauración de las arquerías y muros del primer piso, solado de los claustros y su alicatado con azulejos procedentes de conventos desamortizados. La segunda, de 1942 a 1945, con la apertura del patio de las Conchas y traslado de la fachada principal de la antigua portada barroca a la calle Bailén. La tercera, entre 1985-1993, se desarrolló en varias fases con el objetivo de lograr una rehabilitación total del edificio 


Detalle curioso que en 1849 se cifraban los fondos en unas 2000 piezas, siendo siglo y medio después tan solo 300 las que existían en el museo.

Otra curiosidad es que la plaza donde se encuentra el museo esta presidida por una escultura de Bartolomé E. Murillo, copia exacta de la que se encuentra en Madrid en el Jardín Botánico, siendo ambas del mismo autor.

La portada que hoy vemos como puerta principal no estaba en el mismo lugar, si era la entrada principal del convento, pero se encontraba colocada en el extremo opuesto del edificio y fue trasladada harta a fachada que da a la plaza. Consta de un arco de medio punto con columnas pareadas a los lados descansando en pedestales. una hornacina se coloca en la parte superior con las figuras de la Virgen de la Merced, San Pedro Nolasco y el Rey Jaime I. A los lados de la hornacina dos columnas salomónicas sustentan el frontón con el escudo de la orden de la Merced. Más arriba pináculos y una cruz de forja dan altura al edificio.

El edificio se estructura sobre tres patios interiores comunicados, y la iglesia lateral construida a principios del siglo XVII con una nave de cruz latina con bóveda de cañón sobre la nave y bóveda semiesférica en el crucero, estando la entrada o portada colocada en el lado del evangelio.

Respecto a los patios estos son el Claustro del aljibe que es el patio de entrada al museo, el claustro pequeño o de los bojs y el claustro grande, en este el piso inferior consta de arcos de medio punto sobre columnas pareadas de mármol y el superior compuesto de balcones enmarcados por pilastras jónicas.

Respecto a las obras, estas se organizan en dos plantas con 14 salas, 5 salas en la planta inferior y las restantes 9 salas en la primera planta, con las distribución de salas y temática que a continuación de detalla

Planta Baja con 5 salas

1.- Arte medieval españolSe exponen obras del Gótico español y del comienzo de la Escuela Sevillana. En escultura destaca la obra de Lorenzo Mercadante de Bretaña y Pedro Millán, y en pintura las de artistas del círculo de Juan Sánchez de Castro.

2.- Arte del Renacimiento: Durante el siglo XVI, la llegada de obras y artistas italianos y flamencos, como Torrigiano en escultura y Alejo Fernández y Martín de Vos en pintura, supone la introducción del Renacimiento en la Escuela Sevillana. Los sevillanos Cristóbal de Morales y Villegas Marmolejo contribuyen a configurar la personalidad de esta escuela. En esta sala están presentes obras de El Greco y Lucas Cranach.

3.- ManierismoEn esta sala se exhibe la obra de los pintores más significativos del manierismo sevillano. Destaca parte de la serie de pinturas destinadas al Claustro Mayor del Convento de la Merced Calzada, pintadas por Francisco Pacheco y Alonso Vázquez, el más genuino representante del Manierismo en Sevilla. La sala se completa con una muestra de dos retablos, manifestación artística de primer orden en la Escuela Sevillana.

4.- Naturalismo Se muestran los comienzos del Naturalismo en la pintura sevillana con autores como Francisco Pacheco, sus discípulos Diego de Velázquez y Alonso Cano, Francisco de Herrera y Juan de Roelas. También se exponen una serie de esculturas que representan al Niño Jesús y la cabeza del Bautista, iconografías muy difundidas durante el siglo XVII.

5.- Murillo y la Escuela Sevillana del barroco ( interesante apreciar que esta sala, por su contenido la más importante del Museo, esta configurada en torno a la nave y el crucero de la antigua iglesia del convento ) Esta sala, antigua iglesia del Convento, sirve de gran escenografía para exponer el núcleo de la Escuela Sevillana de pintura del siglo XVII. Partiendo de fórmulas manieristas y de un naturalismo incipiente que se inicia en Roelas, evoluciona hasta llegar a Murillo, máximo exponente de la Escuela Sevillana del Barroco. Su estilo domina la primera mitad del siglo XVIII y su huella pervive hasta el siglo XIX. Juan del Castillo, Uceda y Roelas representan la generación de pintores que inicia la realización de grandes cuadros para retablos típicamente contrarreformistas. Herrera el Viejo y Zurbarán continuarán el naturalismo en el segundo tercio de siglo. Esta sala culmina con la reconstrucción del retablo mayor del Convento de Capuchinos, de Murillo. En una pequeña capilla en el crucero se encuentra la popular Virgen de la Servilleta del mismo autor




Primera Planta con 9 salas

6.- Barroco español y sevillano Esta galería acoge, además de obras de la Escuela Sevillana de mediados del siglo XVII, una selección de pintura barroca española, especialmente de la Escuela Madrileña. Destaca la obra de José de Ribera, y la de Francisco de Herrera el Mozo, introductor del Barroco pleno en Sevilla.

7.- Murillo y sus discípulos Se exponen obras de Murillo y sus seguidores más cercanos: Meneses Osorio, Núñez de Villavicencio y Simón Gutiérrez, que imponen un estilo que caracterizará la pintura sevillana hasta el siglo XVIII.

8.- Juan de Valdés Leal Está dedicada a Juan de Valdés Leal, que manifiesta una concepción más dramática y expresiva en el modo de entender la pintura. Se caracteriza por las composiciones dinámicas y abiertas, una pincelada decidida y grandes contrastes cromáticos.

9.- Pintura barroca europea Ofrece una visión de la producción europea del siglo XVII, fundamentalmente flamenca e italiana

10.- Francisco de Zurbarán La serie de la Cartuja de las Cuevas Zurbarán aporta a la Escuela Sevillana la profunda espiritualidad que le será característica. Se testimonian tres ciclos monásticos: los del Convento de San Pablo, de Porta Coeli y de La Cartuja de Santa María de las Cuevas, donde decoraban la sacristía de la iglesia

11.- Pintura española y sevillana del siglo XVII En el siglo XVIII, la impronta de Murillo y Valdés Leal y una economía deprimida retrasan la evolución de la Escuela Sevillana. La estancia de la corte de Felipe V en Sevilla y los viajes de pintores locales a Madrid, provocarán una apertura a las nuevas corrientes europeas. Fuera del ámbito local, está presente Goya, figura culminante del arte español en el tránsito al siglo XIX.

12.- Pintura sevillana siglo XIX El Romanticismo supone la revalorización de la pintura sevillana, especialmente en la pintura costumbrista. Al finalizar el siglo, el paisaje realista y destacados artistas como José Villegas, José Jiménez Aranda o Gonzalo Bilbao marcarán el arte sevillano

13.- Pintura sevillana siglo XX En la primera mitad del siglo XX, Sevilla se mantiene casi al margen de las innovaciones estéticas europeas, si bien Bacarisas demuestra un atisbo de apertura. Dos de los artistas locales más destacados en este momento son Gonzalo Bilbao y García Ramos.

14.- Pintura española siglo XX Se expone una selección de obras de pintores españoles fechadas hasta mediados del siglo XX. Entre ellas, destacan los lienzos de Ignacio Zuloaga, Daniel Vázquez Díaz y, sobre todo, Joaquín Sorolla.



Algunos de los fondos del Museo


Get Adobe Flash player
Photo Gallery by QuickGallery.com



Get Adobe Flash player
Photo Gallery by QuickGallery.com


Ilustraciones y parte de la información extraída de la web de museo 



Leer más...

Cultos a la Virgen de los Reyes - Sevilla 2016










CULTOS EN HONOR A NUESTRA SEÑORA DE LOS REYES PATRONA PRINCIPAL DE SEVILLA Y SU ARCHIDIÓCESIS AÑO 2016



En pocos días comenzará el mes de Agosto, mes que en el calendario de Sevilla tiene una fecha marcada, la del día 15, festividad de la VIRGEN DE LOS REYES, patrona de la Archidiócesis y día en que la Virgen realiza su anual procesión alrededor de la Seo hispalense.

Pero los actos a tan preciada imagen sevillana no quedan circunscritos a ese día, durante gran parte del mes se realizan cultos, en su mayoría poco conocidos para el sevillano de a pié. En el interior de la Catedral de Sevilla se rinde honor a la venerada Virgen de los Reyes dándose momentos de gran intensidad. 




BESAMANOS EN LA CAPILLA REAL DE LA SANTA IGLESIA CATEDRAL
Jueves 4 de agosto de 18:00 horas a 22:00 horas
Viernes 5 de agosto de 09.00 horas a 14:00 horas

Sábado 20 de agosto de 18:00 horas a 22:00 horas
Domingo 21 de agosto de 09:00 horas a 14:00 horas.
Lunes 22 de agosto: Apertura de la Urna de San Fernando de 08:30 a 10:30 horas.


NOVENA A NUESTRA SEÑORA DE LOS REYES
Por la tarde del Sábado 6 al Domingo 14 de agosto a las 20:00 horas, en el Altar del Jubileo comenzando con el Rezo del Santo Rosario estando la predicación a cargo del Ilmo. Sr. D. Adrían Sanbria Mejido, Vicario Episcopal para la nueva Evangelización y Misionero de la Misericorida
Por la mañana, desde el día Sábado 6  al Domingo 14 de agosto y durante todos los días de la Novena, ante el paso de la Santísima Virgen, se celebrarán misas a las 08:00 ( En esta se rezará la novena ), a las 09:00 y a las 10:00 horas.

OCTAVA A NUESTRA SEÑORA DE LOS REYES
Del Lunes 15 al Lunes 22 de agosto a las 08:30 horas, ante el paso de Nuestra Señora de los Reyes con misa y homilía, terminándose con la Salve y el Himno a Nuestra Señora de los Reyes.

ACTOS DEL 15 DE AGOSTO FESTIVIDAD DE LA ASUNCIÓN DE LA VIRGEN MARIA
Misas ante el paso de Nuestra Señora de los Reyes a las 5.30; 6.00; 6.30 horas

Solemne PROCESION por las gradas de la Catedral: Comenzará a las 08.00 horas, saliendo por la Puerta de Palos.

MISA PONTIFICAL y BENDICION PAPAL a la finalización de la procesión, presidia por el Arzobispo de Sevilla, Excmo. y Rvdmo. Sr. D. Juan José Asenjo Pelegrina







Leer más...

9 de julio de 2015

Recordando la prensa de los 80´s




Hace años, en las décadas de los 70's u 80's éramos muchos los que comenzábamos a vivir la pasión por la Semana Santa de Sevilla. En aquellos tiempos, con medios mucho más limitados que ahora, los tiempos e ilusiones se vivían de forma distinta, no existía esa inmediatez que hoy destroza la búsqueda el primer naranjo en flor, del primer besamanos, de la función principal de instituto.. quizás eran tiempos mejores, no lo se, pero si eran tiempos en los que básicamente la Semana Santa se limitaba a Cuaresma y Semana de Pasión.

La prensa no era una excepción y, salvo noticias de impacto, o anuncios de cultos la información cofrade nos venía dada en los días grandes, desde el Miércoles de Ceniza hasta pocos días después del Domingo de Resurrección. 

Hoy cualquier persona tiene con la red y un ordenador, acceso a cualquier información, vídeos, entrevistas.. e incluso hay programas semanales de radio, televisión, páginas especiales en la prensa a diario... antes no, antes corríamos a comprar el diario en cuanto sabíamos que comenzaban las páginas dedicadas a la Semana Mayor; huíamos de cotilleos, de noticias que no afectasen a nuestra propia cofradía y buscábamos esas páginas que cada año nos iban calentando el ambiente, reportajes de fotos de Gelán, artículos sobre personajes secundarios, entrevistas a cofrades ilustres...

Yo era de esos jóvenes que coleccionaba todo, recortaba esas páginas y las guardaba, con el tiempo llegué a atesorar muchas de ellas, las organicé, las protegí en bolsas de plástico y las archivé como un tesoro. Como creo que pueden resultar interesantes, no como algo actual, sino como semblanza de lo que éramos hace años, me propongo colocar algunas en el blog, a buen seguro muchos de los que hoy vestimos canas sonreirán recordando esta o aquella foto o este o aquel reportaje. espero que os guste.

Para empezar colgaré dos semi reportajes que público ABC, uno de 1981 entrevistando a Antonio Hermosilla acerca de su libro "la pasión vista por un médico" y otro de 1985 sobre "estudio médico del costalero"










Leer más...

7 de julio de 2015

La mujer emparedada - Leyenda de Sevilla




Esta es una historia que bien podría haber servido como inspiración al maestro de la novela tétrica Allan Poe. En una noche invernal del año 1868 el maestro albañil Esteban Pérez recibio en su casa de la calle Marqués de Mina, cercana a la plaza de San Lorenzo, la visita de de un caballero que cubría su cabeza con sombrero y vestía una vistosa capa, este caballero llamo a casa de Esteban a altas horas de la noche para realizarle un encargo urgente, en principio recibió una negativa a hacerlo por las horas que eran pero al final consintió en acompañar al visitante en vista que el pago era alto y al contado.

Esteban preparó sus útiles de trabajo y se introdujo en un coche de caballos junto al caballero y este le indicó que debería vendarle los ojos para que no pudiese saber donde era llevado, el maestro albañil no vio el tema del todo claro y mostró su intención de rechazar el encargo, pero una pistola habilmente escondida entre la ropa del caballero le "convenció" que lo mejor era aceptar las condiciones que se le imponían en evitación de males mayores.

El coche de caballos comenzó su marcha dando giros a derecha e izquierda hasta el punto de que Esteban perdió la orientación y no sabía donde podía encontrarse, aún a pesar de conocer bien el dédalo de calles de Sevilla e ir mentalmente simulando el recorrido que realizaban. Tras un tiempo indeterminado y de haber transitado por la ciudad, y también quizás por la afueras, hecho que deduzco Esteban del ruido que hacía la cabalgadura en el firme, el coche de caballos paro y el maestro fue introducido en una casa y llevado a la planta sótano; solo una vez allí el fue retirada la venda de los ojos y comunicada su tarea.

El trabajo a realizar no era otro que levantar un tabique en una puerta para cegar una habitación, no era un trabajo difícil, pero Esteban quedó espantado al ver que dentro de la habitación que quedaría cerrada a cal y canto había una mujer amordazada y atada a una silla, que sin duda quedaría lapidada en vida. 

Con el miedo que le proporcionaba el recuerdo de la pistola del caballero el albañil realizó su trabajo lo mejor que pudo recibiendo el pago acordado y no sin antes haber oído del caballero la amenaza de que no contara nada de lo que esa noche había visto en evitación de desgracias para el y su familia. Dicho esto volvieron a vendarle los ojos e introducido en el coche que tras una hora de camino volvía a dejarlo en su casa.

Llegado a su domicilio el albañil intentó dormir pero no podía y relató a su mujer lo que había acontecido acordando ir a casa del juez para ponerle en antecedentes de lo ocurrido aquella noche.

Durante el interrogatorio Esteban no pudo precisar el lugar donde estaba la mujer habida cuenta de las mil vueltas que el coche de caballos había dado por Sevilla. El juez le preguntó si algún olor o ruido le resultaba familiar y entonces Esteban recordó que durante el trabajo oía de fondo un reloj dar los cuartos.

De dio aviso al maestro relojero de Sevilla el cual, con las indicaciones del albañil pudo determinar desde que campanario se emitía el sonido, siendo este el de la iglesia de San Lorenzo, próxima al domicilio del albañil. Localizada la parroquia quedaba conocer la vivienda donde estaba la mujer, pocas casas de la zona tenían sótano, así que no fue difícil dar con aquella donde Esteban había realizado su trabajo.

Llegado a la vivienda en cuestión el piquete pudo observar como el propietario, un rico americano, preparaba sus cosas para realizar un largo viaje, siendo detenido y llevado a presencia del juez, al tiempo que se echaba abajo el tabique que encerraba a la mujer.

Ya en presencia del juez el detenido confeso ser un rico terrateniente sudamericano que realizando negocios en Sevilla se había enamorado y casado con una sevillana, la cual, según su confesión, le había sido infiel y tramaba un plan para hacerse con su caudal. El terrateniente enterado de ello optó por encerrar a la mujer, tapiar la puerta de la vivienda y desaparecer rumbo a su país, en la confianza de que, descubierto el cuerpo, al cabo de muchos años, nadie lo reaccionaría con él.

Otra teoría sostiene que el varón era un verdugo en La Habana y que había conseguido una gran fortuna ajusticiado a reos, aún cuando blasonaba de ser un rico industrial del negocio de la caña de azúcar.



Leer más...

6 de julio de 2015

La piedra llorosa - Leyenda de Sevilla



A mediados del siglo XIX, en el periodo que transcurre entre la II Guerra Carlista (1846-1849) y la III Guerra Carlista (1872-1876), durante el reinado de Isabel II y siendo presidente del gobierno el General Narváez ( aquel que fue no una, sino siete veces Presidente del Gobierno ) eran habituales las escaramuzas de civiles y militares dado el clima bélico larvado que se vivía.

( Durante el reinado de Fernando VII el heredero al trono era su hermano Carlos María Isidro, pues el rey no tenía descendencia. En su tercer matrimonio con María Cristina de Borbón-Dos Sicilias la reina quedó encinta y Fernando decidió, ante la posibilidad de tener una hija, publicar una pragmática que abolía el reglamento de 1713 que excluía a las mujeres de la sucesión. Fallecido el Rey se nombró reina a su hija Isabel, siendo regente María Cristina. Carlos María no reconoció este acto y reclamó el trono para si. Se establecieron dos bandos, los partidarios de Carlos, de tinte absolutistas y los defensores de Isabel II de corte liberal ).

En Sevilla un grupo de jóvenes militares, mal llamados liberales, pues los liberales y moderados apoyaban a Isabel II, se levantaron en armas y se echaron al camino. Después de varios desmanes parte de ellos fueron capturados a la altura de Benaoján, habiendo fallecido varios en el enfrentamiento con los regimientos que los detuvieron. Los supervivientes fueron traídos a Sevilla y encerrados en el cuartel de San Laureano en espera de juicio.

Desde Madrid fue enviado un comisionado con plenos poderes para actuar en este caso, habida cuenta que habían sido destituidos tanto el gobernador ( autoridad civil ) como el capitán general ( autoridad militar). Este comisionado, con fama de duro, y plenos poderes civiles y militares era D. Manuel Lassala y Solera que decidió que los capturados deberían ser fusilados en el menor plazo posible.

Era alcalde de Sevilla D. García de Vinuesa ( el mismo que mandó derruir las murallas de Sevilla y las puertas que daban acceso a la ciudad ) que, en vano, solicitó la conmutación de la pena de estos 82 hombres, muchos menores de edad engañados en la asonada y algunos miembros de ilustres familias sevillanas.

Sirvieron de poco las súplicas del alcalde pues el 11 de Julio de 1857 los condenados fueron trasladados a la actual plaza de armas, llamada entonces Campo de Marte donde fueron fusilados. Gran parte de los sevillanos se desplazaron al lugar para contemplar las ejecuciones mientras sacerdotes ayudaban a los más jóvenes a soportar la tensión de su próximo ajusticiamiento.

El alcalde, viendo que no era posible evitar la masacre y que sus ruegos caían en saco roto se dirigió hacia la zona de la Puerta Real y allí, en una piedra que se encontraba en una esquina se sentó y lloró amargamente durante horas por aquellos sevillanos muertos en la flor de la vida.

La piedra donde se sentó Garcia de Vinuesa aún se conserva al final de la calle Alfonso XII y recibe el nombre de "la piedra llorosa", quedando una lápida que recuerda los hechos y que reza como sigue:



“Según la tradición popular, sobre este sillar, llamado desde entonces La Piedra Llorosa, se sentó a llorar amargamente el 11 de Julio de 1857, el entonces alcalde de la ciudad, al contemplar, tras tratar de impedirlo sin éxito, el fusilamiento de 82 jóvenes de Sevilla en la vecina Plaza de Armas de El Campo de Marte. El Ayuntamiento de Sevilla dedica este recuerdo en memoria de la cívica actitud ejemplar de aquel alcalde y como recordación futura contra la pena de muerte. Sevilla, 1857 – 2008.”




Leer más...

5 de julio de 2015

Las Animas de San Onofre - Leyenda de Sevilla



Las Animas de San Onofre
Las Animas de San Onofre
En lo que hoy sería la zona delimitada entre las calles albareda, Carlos Cañal, Zaragoza y Joaquín Guichot se encontraba hace siglos el mayor convento de Sevilla, la Casa Grande de San Francisco, construido en 1268. En esta localización había una gran iglesia, un claustro, capillas y varios edificios y construcciones más que servían para el normal funcionamiento del convento. Como casi todo en Sevilla aquella gran obra desapareció privando a la ciudad de una parte importante de su historia.

El edificio sufrió varios incendios, soportó la invasión francesa y decayó con la famosa desamortización de Mendizabal mediante la cual las órdenes religiosas fueron suprimidas y sus bienes confiscados. En 1840 el convento y edificios anexos fueron derruidos, conservándose hoy en día solo dos restos, la Capilla de San Onofre o de las Animas, edificada en 1520 para que se oficiasen misas por las Ánimas del purgatorio ( donde se rinde culto al Santísimo las 24 horas del día ) y la entrada al atrio del convento, hoy anexa al edificio del Ayuntamiento, y convertido en el arquillo del mismo.

Las Animas de San Onofre
Las Animas de San Onofre
En esta capilla, auténtica reliquia, francamente desconocida por los sevillanos, sucedieron años ha unos insólitos acontecimientos que dieron lugar a una nueva Leyenda de Sevilla. Como muchas de la historias que nos llegan hasta hoy resulta difícil establecer su origen, aunque todas ellas forman esa curiosa cosmogonía con la que el sevillano explica sus orígenes y su historia.

Cuentan que el caballero Juan Torres, noble sevillano, cansado de su vida licenciosa dio por entrar como lego en el Convento Casa Grande de San Francisco, siendo habitual verlo al anochecer acercarse a la Capilla de San Onofre a rendir culto al Santísimo.

Cuentan también que una noche, la fiesta de las Animas Benditas, dos de noviembre, mientras oraba en la capilla a solas, vio entrar a un fraile de su orden; este fraile entraba en la sacristía y salia de esta vestido para oficiar misa con un cáliz en la mano. El fraile se colocaba en el altar, depositaba el cáliz en la mesa y mirando al lugar donde se sentaba el pueblo suspiraba, a continuación recogía el cáliz, volvía a la sacristía y salia de esta sin los ornamentos sagrados para salir de la Capilla.

En días siguientes Juan Torres vivió la misma situación y extrañado por estos hechos los puso en conocimiento del prior del convento el cual le solicitó que ayudase al misterioso monje a oficiar la misa si volvía a encontrarlo en la capilla. El lego quedó sorprendido pero con el firme propósito de acatar la orden de su superior.

Las Animas de San Onofre
Las Animas de San Onofre
La siguiente noche se repitió la visita del fraile a la capilla y apareciendo el misterioso clérigo, aquel le preguntó si deseaba ayuda para oficiar la santa misa, a lo que recibió una respuesta afirmativa, pero de una peculiar forma; el fraile contestó recitando las palabras de inicio de la misa, pero alterando significativamente el texto. En lugar de " me acercaré al altar de Dios, el Dios que se alegra de mi juventud ", el fraile recitó " Me acercaré al altar de Dios, el Dios que se alegra de mi muerte ".

En ese momento Juan Torres comprendió que se encontraba en presencia de un aparecido pero no se arredró y continuó ayudando al monje, el cual, finalizado el oficio y una vez despojado de las sagradas vestimentas comentó a Juan Torres.

- Gracias Hermano por el favor que me habéis hecho. Yo era un fraile de este convento y dejé de oficiar una misa por un difunto que tenía encargada. fallecí antes de poder celebrarla y se me condenó a permanecer en el purgatorio hasta que resarciese mi deuda; para ello he venido a la capilla durante todos los meses de noviembre desde hace más de un siglo, pero nadie se ofrecía para ayudarme en la celebración. Hoy por fin he saldado mi deuda gracias a vos.

Dicho esto el fraile se salió de la capilla y desapareció para siempre.




Las Animas de San Onofre
Las Animas de San Onofre

( El número 3 se corresponde con la localización de la Capilla de San Onofre )


Leer más...

Archivo blog